Sobre diabetes

Tratamiento de las infecciones del pie diabético

El correcto tratamiento en el pie diabético dependerá de diferentes factores:

  • Gravedad del proceso. Se debe valorar si es una infección localizada (celulitis, absceso) o es una infección generalizada (sepsis).
  • El tiempo de evolución. Una infección crónica suele ser causada por más de un germen. En cambio una infección aguda suele ser un único germen.
  • El germen causante. Dependerá si tiene muchas resistencias o no.
  • El estado inmunológico del paciente.

Para saber cuál es el germen causante es muy importante como se recoge el cultivo. Un escobillón por encima de la piel afectada no es fiable. La piel tiene su propia flora bacteriana que a veces puede ser la causante de la infección pero muchas veces no. Por lo que el cultivo debe ser de pus, de tejido profundo, biopsia,…

Además otro punto de vista importante es como más pronto se inicie el tratamiento mejor.

El tipo de tratamiento dependerá pues de todo lo demás extenso. Si tenemos el germen causante se dará el que acotado al mismo. No obstante en muchos casos se debe iniciar una terapéutica empírica y modificar el tratamiento en función del cultivo. El antibiótico más utilizado es el amoxicilina-ácido clavulánico. Es el más utilizado en infecciones leves.

Es muy importante que el tratamiento antibiótico siempre sea dado por un médico. No se puede realizar la automedicación. Ante sospecha de infección consulte siempre a su médico.

A parte del tratamiento antibiótico será muy importante el desbridamiento de la infección. Este desbridamiento es muy importante y debe ser lo más efectivo posible. En algunos casos es necesario realizar la amputación. Si hay mucha infección se realiza amputación abierta. Si la infección está controlada se realiza una amputación cerrada.

Se debe tener en cuenta que a parte del tratamiento de la infección en el pie diabético también se debe realizar descarga si la úlcera ha sido debida a la sobrecarga (mal perforante plantar) o cirugía revascularizadora (bypass) si el problema es que no hay un aporte correcto.